LAS LEYES DE
INDIAS

Ordenamiento de protección de la
monarquía hispana a los pobladores
nativos de América

JULIO JOSE HENCHE MORILLAS

leyes de indias tapa dura

«Y no consientan ni den lugar que los indios reciban agravio alguno en sus personas y sus bienes, más manden que sean bien y justamente tratados, y si algún agravio han recibido, lo remedien.»

Isabel la Católica.

Las leyes de Indias

Tapa Dura
  •  
GRATIS
Julio Henche

Julio J. Henche Morillas

Soy abogado y letrado asesor de empresas (E-1) por ICADE (Universidad Pontificia de Comillas). Dedicado al ejercicio profesional de la abogacía desde 1986, durante tres años asumí puestos directivos en organizaciones profesionales de Hispanoamérica.

Las Leyes de Indias deben un gran impulso al emperador Carlos I, quien llegó a plantear entre su corte el debate sobre la licitud moral de continuar con la expansión española en América en la célebre controversia de Valladolid. El resultado fue el impulso de las evangelizaciones estrictamente pacíficas e incluso el acuerdo con pueblos nativos, como con el Tratado de Acobamba de 1566 con el rey Inca Titu Cusi Yupanqui, con el que se pactó su autoridad sobre los incas, convirtiéndose al catolicismo con el nombre de Diego de Castro y permitiendo las evangelizaciones de misioneros en Vilcabamba (Perú).
Carlos V

Carlos V

Felipe II leyes de indias

Felipe II

Felipe II puso empeño en el mantenimiento y conservación de las estructuras de gobierno de las Indias en el caso de algunos pueblos como los Tlaxcala (que fueron valiosos aliados de Hernán Cortés) a los que se les permitía tener alcalde mayor de su propia etnia y con la categoría de «gobernador» equiparado a los que fueran gobernadores españoles de otras provincias. Estaban exentos de servir a españoles y no estaban obligados a salir de su territorio para servir a provincia alguna. Además, tenían la potestad otorgada por Felipe II de «escribir al Rey libremente y por lo que tuvieran por conveniente».

En el top

Lo más visto

«La legislación española referente a los indios de todas partes era incomparablemente más extensa, más comprensiva, más sistemática, y más humanitaria que la de Gran Bretaña, las colonias y la de Estados Unidos todas juntas.» 

Charles Lummis